8 Consejos para comenzar a armar un guardarropas básico y lucir como siempre quisiste

A muchos hombres les gustaría mejorar su estilo personal, pero se sienten un poco abrumados a la hora de comenzar. Muchos tenemos la mentalidad de que la ropa masculina moderna es inaccesible o tenemos la percepción de que no nos va.

Pero no teman, varones, dar los primeros pasos para mejorar tu estilo no es cosa del otro mundo, mucho menos algo intimidante, ni implica cambios drásticos en tu forma de vestir. En realidad, requiere de un conocimiento básico y de compras modestas que cualquiera puede hacer.

El día de hoy te enseñaremos a darle ese “extra” a tu guardarropa y poco a poco irás haciendo más cambios por ti mismo. Primero, piensa en los siguientes elementos como el set inicial para cualquier hombre bien vestido:

1. Un par de camisas blancas de vestir

Pueden parecer piezas serias para tu guardarropa, pero no les temas, estas camisas de vestir van bien con casi cualquier atuendo. Puedes usarlas con pantalones y corbata, un traje, incluso con jeans azules y tus botas de trabajo.

Cómprate unas dos camisas mientras descubres el resto de tu estilo; esta prenda, para empezar, es un buen básico. Consíguelas a tu medida y recuerda que si no ajustan por completo siempre puedes llevarlas con un sastre.

2. Un saco casual

Puede que no te parezca una pieza de alta prioridad, más si eres un tipo al que no le gusta usar chaquetas, pero nunca subestimes el valor de un saco sport. No tiene que ser elegante, ni siquiera un saco completamente nuevo; muchas veces los de segunda mano son geniales, tienen estilos muy sobrios y elegantes o muy locos. Encontrarás uno que te guste, confía en mí.

Intenta algo simple e informal para comenzar. El tweed gris o un tono marrón funcionarán bien. Busca texturas o patrones que te gusten, hay de todo.

Experimenta colocando el saco sobre una camisa de vestir simple y unos buenos jeans. Este look te servirá para ir a una cena o de fiesta. Será una actualización bien recibida de tu aspecto habitual; no es muy elegante, pero lo suficientemente diferente para sobresalir.

3. Un buen par de pantalones

No significa que le debas decir adiós a la mezclilla, pero es necesario salir un poco de nuestra zona de confort. Busca otro color de pantalones que no sea el azul; siempre es básico tener un par de pantalones negros y unos caquis abonados a los jeans.

Invierte en buenos pantalones, que sean de calidad; es fácil identificar que tela es más resistente. Por favor, compra unos durables. Y, por último, procura que te queden bien. Nada muy suelto, nada muy pegado.

4. Zapatos casuales de piel o cuero

Un par de zapatos decentes cambia todo el atuendo que llevas. Haz la prueba, deja los tenis en casa y opta por llevar zapatos al trabajo o la escuela, tendrás un aspecto más respetable. No tienes que gastar mucho en ellos, la mayoría de las tiendas tiene zapatos de piel o cuero con suela de goma a precios accesibles.

Elije unos que vayan con tu estilo y la formalidad que quieras; nosotros te recomendamos siempre ir por unas botas y unos zapatos bajos.

5. Un suéter ligero

Los suéteres son un complemento esencial para tus atuendos; incluso si no te gusta usarlos, siempre es bueno tener uno a la mano. Un buen suéter puede ser la capa superior de tu atuendo o puede ir debajo de un saco. Los colores sólidos son lo mejores, porque pueden superponerse y combinar con otras piezas.

Puede parecerte una inversión extraña, pero pruébalo y pronto te darás cuenta que es una prenda muy versátil. Una camisa blanca de vestir, un suéter, tu saco informal y unos pantalones azules, ese combo es oro.

6. Un buen abrigo

Las chamarras son muy prácticas, abrigan bastante y tienen bolsos por todos lados. Sin embargo, habrá ocasiones en que querrás salir con tu pareja o de copas con los amigos. Para casos menos informales, es bueno tener en el armario un abrigo clásico.

Depende de la ocasión, elige si lo mejor es una gabardina larga o un abrigo de lana más elegante.

7. Un cinturón de cuero

Los cinturones son más como un accesorio que una prenda de vestir, pero son indispensables para armar un coordinado y unir tu atuendo. Eso sí, deberás comprar un cinturón para cada ocasión; negro delgado para usar con traje, marrón grueso para usar con atuendos casuales. La hebilla debe coincidir con los metales que uses, o sea, el reloj y anillos.

No tengas miedo a invertir en una pieza de cuero resistente, es mejor tener calidad que cantidad.

8. Construye tu guardarropa con el tiempo

Echa un vistazo a los consejos que acabamos de darte en esta lista y verás que no es tan complicado ni caro armar un buen guardarropa con el tiempo. Recuerda que no es necesario comprar todas las prendas básicas en un viaje, puedes ir comprando ropa cada mes. Procura buscar ofertas y comentar entre tus conocidos las prendas que más te gusten, tal vez ellos puedan regalártelas en Navidad.

Tómalo con calma y no temas comprar lo que te guste. Siempre que tengas duda regresa a revisar esta lista y arma poco a poco tu armario.

Publicado originalmente en https://www.laguiadelvaron.com/consejos-para-armar-un-guardarropas/