Ruido y coronavirus

Desde el 24 de abril de 1996 (último miércoles de abril) se celebra cada año el Día Internacional de Concienciación sobre el Ruido.

La actividad busca crear en los ciudadanos el sentido de responsabilidad sobre la conservación de su audición, cuidado del ambiente acústico y los daños que generan los ruidos.

LEA TAMBIÉN:Panamá registra 176 decesos por Covid-19 y 6 mil 200 contagios

El ruido es definido como un sonido que causa molestia en el oído, sobre el cual debemos ser responsables en cuanto a la intensidad, duración y frecuencia de exposición, según recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud; ya que según la mezcla de estos factores podríamos vernos afectados con una pérdida en nuestra capacidad auditiva de forma irreversible.

Se considera que 85 decibelios (dB) durante un máximo de 8 horas es el nivel máximo de exposición sin riesgos. El espacio de tiempo máximo admisible disminuye a medida que aumenta la intensidad del sonido. Por tanto, un ruido que alcance los 100 dB —el nivel producido por un tren subterráneo— únicamente se puede escuchar sin riesgo durante 15 minutos al día”. (Tomado del documento Escuchar sin riesgos, 2015).

IMPORTANTE

Antes de llegar a una discapacidad auditiva, el ser humano puede experimentar algunos efectos adversos tales como: perturbación del sueño, problemas cardiovasculares, irritabilidad, cansancio, rendimiento mental y físico, entre otros.Por lo que el daño causado consecuente al ruido puede presentarse e ir más allá, mucho antes de lo que pensamos.

En Panamá existen normas sobre los decibeles a la hora de escuchar música con equipo de sonidos.

CUIDADOS

En medio de la crisis que afronta el mundo por Covid-19, la cual vivimos en constante ansiedad y estrés, muchas veces nos vemos encaminados a buscar formas de “distracción” que consideramos no perjudiciales a nuestra salud. Para ello debemos considerar algunos puntos, tales como el escuchar nuestra música favorita en los niveles normales, ya que, por ejemplo, un equipo de sonido en casa puede alcanzar en su máxima potencia más de 100 dB (dB = decibeles), los dispositivos móviles y reproductores de música con audífonos oscilan entre los 75 y 135 dB en promedio, aunado al hecho de que existen otras fuentes con emisión de sonidos y ruidos que normalmente convergen en nuestro diario vivir como son los aparatos electrodomésticos (abanicos, aires acondicionados, nevera, cortador de césped, secador de pelo, pito de autos, etc.).

LEA TAMBIÉN:El mundo de la conservación pide a la ONU que incluya un “medio ambiente sano” como un derecho humano

Escuche música con sus audífonos de forma moderada, no suba a más decibeles pues afectará su audición.

RESPONSABILIDAD

Cada uno de nosotros tenemos la responsabilidad de evitar ruidos y sonidos que afecten nuestra salud y al medio ambiente; por lo tanto, durante esta cuarentena reflexionemos sobre poner en práctica uno de los valores intrínseco de todo ser humano, el respeto; mi derecho termina donde empieza el tuyo;, de tal forma respetamos el derecho ajeno.

Es parte de mi vocación, hacer este llamado a la concienciación sobre el ruido, en estos momentos donde nos vemos en la necesidad de convivir más íntimamente con nuestros familiares y vecinos; respetando la sana convivencia, nuestra salud y las de los que nos rodean. Y recuerda hoy 29 de abril: ¡UN MINUTO DE SILENCIO!

Por: Mgter. Lesley M. Gutiérrez V.

Fonoaudióloga del Instituto Panameño de Habilitación Especial

Publicado originalmente en https://www.midiario.com/nacionales/ruido-y-coronavirus/